PlayStation 5: Así es el hardware de la nueva consola

especificaciones técnicas Playstation 5

Desde hace rato sabemos que la PlayStation 5 existe, pero Sony no había entregado mayores detalles de la tecnología detrás de la consola hasta ahora. Y tal como hace unos días con la Xbox Series X, llegó la hora de saber que tan grande va a ser el salto desde la actual PS4 a la futura PlayStation 5.

Y para ello, nadie mejor que Mark Cerny, el arquitecto de hardware y hacedor de sueño, para presentar el hardware de la consola en lenguaje absolutamente técnico y electrónico.

Especificaciones técnicas PlayStation 5

Tal como se había anunciado, la nueva consola seguirá el camino que marcó la PlayStation 4 en términos de arquitectura y sobre todo, poniendo énfasis en “facilidad de programación”, para que no se repita el caso de la PS3 que era una consola tan potente como complicada de sacarle el provecho.

CPU basado en chip AMD Zen 2, con 8 núcleos corriendo a 3.5 Ghz

El procesador de la PS5 es un chip basado en tecnología de AMD y muy similar al de la Xbox Series X. Es muy posible que haya algunas diferencias en el diseño, pero la arquitectura será similar y muy continuista respecto a lo que es la actual PlayStation 4; en otras palabras, se seguirá trabajando bajo paradigmas similares, lo que en el papel debería simplificar el trabajo de los desarrolladores.

GPU basada en RDNA 2, potencia de hasta 10,28 Teraflops

¿Más similitudes con Xbox Series X? La tarjeta de video de la PlayStation 5 está igualmente basada en tecnología de AMD, aunque a juzgar por los números, está será levemente más “débil” que la de Xbox Series X. Recordemos que un teraflop es una unidad de medida (un trillón de operaciones de punto flotante por segundo) y así las cosas, la PlayStation 5 rondará números similares -aunque más bajos- que los de su competidora.

Esta tarjeta debiera ser suficiente para mostrar gráficos a resolución nativa de 4K y hasta 120 cuadros por segundo, siempre a criterio de quienes creen los juegos y los límites que les pongan. Y sí, habrá ray tracing soportado por hardware.

especificaciones técnicas Playstation 5

Memoria SSD, el punto fuerte

Buena parte de la presentación técnica fue dedicada a la unidad de almacenamiento SSD que traerá la consola (825 GB en total) y las mejoras que implica el salto de un disco duro mecánico a una unidad de este tipo. Según quienes han visto esto más de cerca, la PlayStation 5 será una consola realmente rápida, tan rápida como para eliminar pantallas de carga o reducirlas al mínimo, eliminar instalaciones e incluso, cambiar la forma en que se desarrollan y crean los mismos juegos.

Y esto es un punto importante porque hoy en día, buena parte de las limitaciones actuales que tienen los desarrolladores está dada por la velocidad de transferencia de datos entre el disco duro y la memoria RAM. Esto obliga a utilizar trucos varios; por ejemplo, los clásicos ascensores que no son más que una pantalla de carga. O los estrechos pasillos por los que Kratos tenía que pasar en el nuevo God of War, que eran una técnica para “frenar” el avance del juego y cargar los datos de la siguiente sección en la memoria, mientras se eliminaban los de la sección anterior. En el más reciente Spider-Man, había una infinita cantidad de contenido duplicado en el disco, para que se pudiera acceder más rápido según se cargaran las distintas partes de la ciudad.

Con la nueva unidad SSD, aquellas limitaciones desaparecen o se reducen. Mark Cerny explicó que con la actual tecnología, 1 GB de datos tarda hasta 20 segundos en cargarse; con la nueva tecnología, los datos de un escenario se pueden cargar a medida que el jugador va girando la cámara. Así de rápido, en la teoría.

Eso sí, una memoria de 825 GB puede parecer poco para el estándar actual. La PS4 Pro ya viene con 1 TB de fábrica y todavía se hace corto dado el tamaño de los juegos, por lo que en el caso de la PS5 sí habrá chance de expandir el almacenamiento con memorias SSD para PC (o bien el mismo disco duro de la PS4 para juegos de esa consola, ya llegaré a ese punto). Por ahora se sabe mucho al respecto, como por ejemplo, cuál será el estándar mínimo requerido (esto, considerando que la SSD de fábrica de la consola podría ser más rápida), pero supongo que a medida que se acerque la fecha, Sony dará detalles prácticos que los podrá entender cualquiera.

especificaciones técnicas Playstation 5

PlayStation 5, ¿y la retrocompatibilidad?

Un punto importante mencionado a la rápida fue la retrocompatibilidad con PlayStation 4. Según Cerny, “los 100 juegos más importantes de PS4 se podrán jugar desde el primer día”, pero no se dijo cuáles serían ni qué pasaría con el resto del catálogo.

Según Cerny, esto es porque la PlayStation 5 “es tan rápida que puede generar problemas en algunos juegos, de PS4”. por lo que se requiere hacer ajustes en cada uno de ellos. En este caso, el mensaje de Sony ha sido poco claro, a diferencia de lo que sí ha hecho Xbox diciendo que toda la librería de todas sus generaciones será compatible con la nueva consola.

Hasta ahora, no ha habido mención sobre juegos de PS1, PS2 o PS3 y sospecho que el motivo es que no habrá retrocompatibilidad con esas plataformas. De otra forma, creo que ya lo habrían dicho.

Sonido, RAM y más

Las especificaciones de la PS5 se completan con lo siguiente:

  • 16 de memoria RAM GDDR6
  • Unidad SSD de 825 GB
  • Ranuda de expansión de almacenamiento NVMe SSD
  • Ranura de expansión de almacenamiento para hasta 1 TB
  • Soporte para almacenamiento en disco duro vía USB
  • Unidad de blu-ray 4K UHD

Sony quiere darle alto énfasis al sistema de audio de la PS5 y para ello inventaron (?) lo que llaman Tempest Engine, un motor que apunta a simular de mejor forma el posicionamiento de las fuentes de audio. Y la idea es que no se necesite un sistema de audio dedicado o caro, sino que hacer que todo suene mejor con lo que ya hay.

especificaciones técnicas PlayStation 5La presentación dada por Sony fue extremadamente técnica porque se trató de lo que mostrarían en la cancelada GDC 2020 a los desarrolladores; eso explica que los 52 minutos de monólogo de Mark Cerny hayan parecido inentendibles para la gran mayoría. Aún así, al menos ya tenemos las especificaciones en la mesa y sabemos -a grandes rasgos- de qué van a ser capaces las nuevas consolas y cuál será más potente.

En el papel, ese título honorífico (?) queda para la Xbox Series X, al menos en cuanto a especificaciones duras y teoría. Pero otra historia serán los juegos y cómo se aprovecha la potencia de cada plataforma. Dicho lo anterior, está claro que, sin importar la consola que prefiera, el salto respecto a la generación actual será importante en cuanto a lo visual gracias al ray tracing y en cuanto a la velocidad de acceso a los juegos, gracias a las unidades SSD con las que le estaríamos dando el adiós definitivo a los discos duros.

Ahora solo falta que digan cuánto va a costar y cuál será el precio equivalente en alcohol gel.

Acerca de Raúl Estrada

Escribí sobre videojuegos y tecnología por muchos años, no pretendo parar ahora.

Ver todas las entradas de Raúl Estrada →