Sí, Red Dead Redemption 2 corre a 4K (nativo) en Xbox One X

Featured Video Play Icon

Para todos los que esperan Red Dead Redemption 2, mañana es el día. Las reviews de la prensa internacional ya salieron y se trata de uno de los juegos mejor valorados por la crítica de esta generación, a juzgar por OpenCritic.

Uno de los análisis más interesantes, sin embargo, está en el canal de Digital Foundry sobre la tecnología que potencia el más reciente juego de Rockstar. No es menor el siguiente detalle: Red Dead Redemption 2 es el primer juego de Rockstar Games desarrollado de forma exclusiva para esta generación ya que Grand Theft Auto V y L.A. Noire en Switch son ports de la generación pasada.

La mejor versión, como era de esperarse, es la de Xbox One X en términos de resolución ya que corre a 3840 x 2160 pixeles, lo que vendría siendo 4K nativo. En PS4, la resolución alcanza los 1920 x 2160, mientras que en la PS4 normal corre a 1080p y en la Xbox One normal a 1536 x 864.

¿Y en cuanto a rendimiento? Red Dead Redemption es un juego de 30 cuadros por segundo como máximo y en ese sentido, el mejor framerate está en Xbox One X aunque hay caídas en zonas específicas, como en las ciudades. Esto es algo que según Digital Foundry sucede en todas las versiones pero aún así el rendimiento es mejor que el Red Dead Redemption anterior en Xbox 360 y PlayStation 3.

Más allá de la resolución de cada versión, las consolas “superiores” (Xbox One X y PS4 Pro) tienen texturas más definidas que las de las consolas base. Pero lo importante es que el juego corre y se ve bastante bien en todas las consolas, con sus ventajas y desventajas. En otras palabras, y según el análisis, si bien la versión de Xbox One X lleva la ventaja, en ninguna consola el juego se ve deficiente.

No cabe duda que la presentación de Red Dead Redemption 2 es superior a la de Grand Theft Auto V, algo que se nota a simple vista. Ojalá el juego esté a la altura, aunque parece que así es.

Acerca de Raúl Estrada

Escribí sobre videojuegos y tecnología por muchos años, no pretendo parar ahora.

Ver todas las entradas de Raúl Estrada →