Review: The Outer Worlds – MUERTE AL CAPITALISMO

Featured Video Play Icon

A raíz de lo que ha ocurrido en Chile durante la última semana, la verdad es que los ánimos no estaban como para divagar sobre videojuegos. Como que la discusión o difusión de ese tipo de temas parece demasiado superficial al lado de otras cosas más graves.

Dicho lo anterior, el pasado viernes 25 de octubre se estrenó The Outer Worlds, un juego del que habíamos hablado antes porque lo teníamos en la lista de los observados; lo hizo Obsidian Entertainment (los papis del RPG de acción profundo pero poco pulido y/o lleno de bugs) y desde el inicio pareció como una continuación espiritual de Fallout New Vegas.

Y efectivamente, es un sucesor de ese aclamado juego, solo que sin llamarse Fallout. Pero además, es un juego que se trata de destruir al capitalismo y a todos los males que trae consigo. La historia va así: en el espacio, existe una colonia compuesta por varias subcolonias en planetas y satélites, todas controladas por una mega corporación y donde todo se basa en producir más, trabajar más y generar ganancias al fin de cada ciclo.

The Outer Worlds

El modelo capitalista, como no podía ser de otra forma, hace que la vida de las personas sea más miserable. Mientras los dueños se llenan los bolsillos, la gente vive apenas. Si una ciudad produce números rojos y termina siendo inviable, se cierra. Y los habitantes tendrán que arreglárselas como puedan porque, bueno, lo importante es terminar en números azules. Obviamente me refiero a lo que pasa en el juego, pero no puedo decir que no se parece a lo que ocurre en la vida real.

The Outer Worlds es un RPG de acción en el que hay muchos diálogos y árboles de ídem, muchas formas de salir adelante a cada desafío -siempre al estilo Fallout New Vegas y similares- y una profundidad que ya se quisieran los más recientes proyectos de Bethesda. El gunplay es más que correcto (se parece mucho al de Halo), no tiene tantos bugs, hay un sistema de cámara lenta que no se llama V.A.T.S, pero funciona casi igual. También hay mucho equipamiento, muchas opciones de personalización, hay personajes que acompañan todo el rato y que facilitan la vida y la flexibilidad suficiente como para pasar el juego casi sin pelearse con nadie.

The Outer Worlds, en cierta forma, sirve para resaltar todo lo que Bethesda ha hecho mal y que mejor ejemplo de ello que Fallout 76.

The Outer Worlds

Si destruir el capitalismo es la consigna, entonces sepan The Outer Worlds es absolutamente mi tipo de juego. Y además lo hace Obsidian y está en Game Pass, pero a la vez sale en PS4, PC y también va a salir en Switch. 10/10, GOTY y todas esas cosas.

Obsidian ha estado cerca de la bancarrota varias veces porque sus juegos no son los más populares. Por lo mismo, que el dios del dinero bendiga por siempre a Obsidian.

Acerca de Raúl Estrada

Escribí sobre videojuegos y tecnología por muchos años, no pretendo parar ahora.

Ver todas las entradas de Raúl Estrada →